CONCEPTO CORE II: LA PREVENCION DE LESIONES

Durante el primer artículo de la serie concepto Core publicado ayer 15 de Junio, hicimos una breve visión global de esta forma de entender los ejercicios activos. En este artículo hablaremos de uno de sus usos fundamentales: la prevención de las lesiones.

Existen varios puntos fundamentales en el concepto Core en cuanto a su uso pero si tuviésemos que elegir uno de ellos de manera preferente en el ámbito de la fisioterapia deportiva, sin duda seria este.

¿Y por qué? Pues en primer lugar porque el simple hecho de realizar un deporte ya sea de competición o no va a tener un alto nivel de exigencia para el organismo, sometiéndolo a situaciones de alto riesgo de provocar una lesión. El numero de situaciones que podamos controlar tendrán un efecto directo en el riesgo de padecer una lesión pues cuanto mejor seamos capaces de controlar las reacciones de nuestro organismo, mejor podremos prevenir y evitar las lesiones.

Mucha gente ha ido desarrollando programas de refuerzo y estabilización para las extremidades, pero sin pensar que se necesita una base estable donde poder desarrollar todo su potencial, por ello si tenemos unos brazos o piernas fuertes pero un Core débil, el sistema estabilizador será insuficiente, haciéndonos más propensos a sufrir las temidas lesiones.

 Los últimos estudios realizados han comprobado de manera científica que los factores relacionados con la estabilidad  proporcionada con el entrenamiento del Core son predictores del riesgo de lesiones. Así mismo observaron que la realización de ejercicios Core de baja intensidad durante el cool-down ayuda a reducir los niveles de lactato y por tanto mejora la recuperación muscular post-ejercicio.

ejercicios_fortalecimiento_tronco2

En el caso de la rodilla los estudios detectaron  que una inhibición de la actividad del cuádriceps después de fatigar la musculatura paraespinal en ausencia de ejercicio cuadricipital provocaba un mayor riesgo de lesión, por ello llegaron a la conclusión que realizando ejercicios de tipo Core junto a ejercicios de control rotuliano se ayudaba a reducir la incidencia de lesiones del ligamento cruzado anterior sobre todo en deportes como el futbol.

Estas mismas conclusiones fueron obtenidas con ciclistas en donde se dieron cuenta que el cansancio de la musculatura lumbopelvica provocaba una alteración de la mecánica del pedaleo aumentando el riesgo de lesión en la rodilla, ya que la coloca en posiciones de mayor stress articular. Por ello mejorando la estabilización del core se consigue un mejor alineamiento de los miembros inferiores durante el pedaleo y por tanto mayor eficacia en el ejercicio.

En otros estudios realizados en tenistas y golfistas observaron que durante el saque de tenis o el lanzamiento en el golf se producen un alto grado de fuerzas de compresión y torsión con alto riesgo de lesión. En este caso se aconsejaría durante el entrenamiento trabajar sobre la musculatura estabilizadora del tronco, incluso de forma excéntrica, con el fin de no solo reforzar la musculatura sino de prevenir las lesiones.

Por lo tanto y como resumen siempre que pensemos en la prevención sobre todo a nivel deportivo, debemos tratar el cuerpo como un todo donde las partes se interrelacionan por una sede central de distribución de fuerzas denominada región lumbopelvica o Core.

FUENTE: http://www.fisioterapia-online.com/articulos/concepto-core-ii-la-prevencion-de-lesiones

  • Print
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • email
  • LinkedIn
  • PDF